Leo San Juan
Entre 10 y 11 años, Leo es un niño con mucho corazón. Antes era muy miedoso y algo introvertido, pero después de haber vencido a la Nahuala, se ha convertido en una persona optimista y muy segura de sí misma. La mirada de Leo es melancólica, triste, ya que es huérfano. Trae colgado en el cuello un camafeo con la imagen de su mamá. Su gran reto es vencer a La Llorona, pero no sabe bien a quién se enfrenta.